Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2013

Hay días que no se..... Por Miriam Herrera

Imagen

Dios proteja al Buen Pastor.

Imagen
Desde el momento en que apareció en el balcón y pidió la bendición del pueblo, con ese hermoso gesto de humildad sin precedentes, el Papa Francisco se ganó el corazón de muchos, seamos feligreses o no, todos hemos podido ver en él a un hombre espiritual, realmente apegado a la fe y a las enseñanzas de Dios, con una personalidad transparente, que aboga por los pobres como lo hizo Jesus y que muestra un total desinterés por el poder, el lujo, las riquezas y el glamour que han caracterizado a la Iglesia Católica a través de los tiempos.

En mi caso y en el de muchas personas que conozco, surgió una simpatía instantánea con este hombre sencillo y de gran corazón, simpatía que va creciendo y convirtiéndose en admiración según escuchamos las historias que sobre él que cuentan todos aquellos que se han relacionado con él a través de su vida, su familia, vecinos, feligreses de su iglesia y todos los que lo conocieron a través de su larga carrera al servicio de su fe, desde que era un simple …

A Propósito del Fin del Mundo.

Imagen
Desde hace algún tiempo hemos escuchado diferentes rumores sobre el fin del mundo, basados en las profecías mayas, así como también en las de Nostradamus, Edgar Cayce y algunos otros profetas.

Precisamente ayer en un programa de la televisión local hablaban sobre un señor de apellido Camping que ha profetizado que el fin del mundo ya no será en el 2012, sino que dentro de muy pocos días se producirá el Rapto, evento en el cual Dios vendrá a buscar a su pueblo y a partir de ese momento se desencadenarán una serie de tribulaciones que culminarán con el fin del mundo.

Reconozco que siempre me ha resultado atractivo el tema de las profecías, supongo que es una curiosidad inherente al ser humano, sentimos fascinación por aquello que no conocemos y por aquellas preguntas para las cuales no se han encontrado respuestas, nos interesa todo lo enigmático y lo desconocido, por eso constantemente nos hacemos preguntas como: ¿de dónde venimos? ¿a qué venimos? ¿a dónde vamos después de la muerte…

Los sobrinos que dejé en Cuba

Imagen
Tengo dos sobrinos inolvidables en Cuba, los vi nacer y crecer, pues durante muchos años hasta que me casé vivíamos en la misma casa. Los que son cubanos saben como son las cosas en Cuba, viven varias generaciones bajo el mismo techo, los bisabuelos, los abuelos, los hijos, los nietos y los bisnietos y es que no es fácil dejar la casa de la familia, porque no hay a dónde ir. Generalmente esta convivencia provoca confrontaciones dificiles, pues resulta prácticamente inevitable que surjan conflictos generacionales y de toda índole. Afortunadamente, eso no sucedió en nuestra familia, al menos mientras yo viví allí.


Esos dos sobrinos que hoy son dos hombres hechos y derechos, me bautizaron con esa sabiduría inherente a la infancia, para ellos yo era, y aun hoy sigo siendo "Tití". Cuando llegaron al mundo inundaron nuestra casa de alegría, trajeron una brisa fresca que revitalizó nuestra familia y significaron mucho para todos nosotros. Yo en aquellos momentos florecía en la pl…

Dos Migueles, un idioma Por Alicia Hurtado

Imagen
Mi amiga Alicia Hurtado, quien es una excelente decimista, sigue inspirada, los últimos acontecimientos de la política nacional e internacional han alimentado su musa. Aquí está su última creación. Que la disfruten.



Dos Migueles, un idioma


Príncipe de los Ingenios
Miguel Cervantes Saavedra
Fue del idioma la piedra
Angular de los proscenios.
Cuba posee entre sus “genios”
A la antítesis más cruel
Pues contrario a aquel Miguel
Que de Lepanto fue el manco
Este Miguel al barranco
Lleva el español con El.


Semántica aplanadora
Para el discurso escogió
Y al idioma trituró
En arenga destructora
Este Saavedra que ahora
Enfila su artillería
Tan iletrada y vacía
Queriendo a Yoani enlodar
Se enloda al evidenciar
Su pésima ortografía.


Alicia Hurtado
© Derecho de Autor. Todos los derechos reservados.


Óleo de una mujer lejana. Por Ramón Muñoz Yanes

Imagen
Y llegaste, sacando el pasado de mi nevera, para saciar hambres traviesas que no respetan sentimiento alguno.

Tú, la de siempre con tu andar de hembra fina y zapatos acordonados. Años y años, amordazando el alma, aferrado a un viejo libro de poemas que viaja conmigo en condición de polizonte honorario, engalanado para mis orgías de recuerdos con un único propósito, gritar alguna que otra noche, que tú, la mujer más imposible, existes.

Y a salvo del tiempo regresas, para fusilar años y ausencias con tu beso de un tirón, como acostumbras, derrumbando con tan sólo una ráfaga de razones, mi chaleco anticaricias. Y me rompes el disfraz de hombre encantador, me fustigas a placer con tus labios y te quieros, dejándome desnudo en medio del museo de mis recuerdos.

Ahora, tratando de sobrevivir a esta madrugada, me aferro a este cabello salvavidas que dejaste sobre mi cama, dando brazadas con un destino fijo, un único propósito. Intento alcanzar la próxima mañana, ponerme a salvo de tu ause…

El Cirujano (Una historia para reflexionar)

Imagen
Me enviaron esta reflexión y no quiero dejar pasar la oportunidad de compartirla con los lectores de este blog, pues el maravilloso mensaje que encierra tocó mi corazón. Espero que también toque el tuyo.

EL CIRUJANO…


Mañana en la mañana abriré tu corazón le explicaba el cirujano a un niño. Y el niño interrumpió: -¿Usted encontrará a Jesús allí ?

El cirujano se quedó mirándole, y continuó: -Cortaré una pared de tu corazón para ver el daño completo.

Pero cuando abra mi corazón, ¿encontrará a Jesús ahí?, volvió a interrumpir el niño.

El cirujano se volvió hacia los padres, quienes estaban sentados tranquilamente.

Cuando haya visto todo el daño allí, planearemos lo que sigue, ya con tu corazón abierto.

Pero, ¿usted encontrará a Jesús en mi corazón? La Biblia bien claro dice que Él vive allí. Las alabanzas todas dicen que Él vive allí....

¡Entonces usted lo encontrará en mi corazón!

El cirujano pensó que era suficiente y le explicó:

Te diré que encontraré en tu corazón..

Encontraré múscu…