Un día feliz



Ayer fue el Día Mundial de la Felicidad y hoy es el de la Poesía. Quizas sea por eso que hoy me siento tan feliz e inspirada, o quizás sea porque estamos celebrando la llegada de la primavera, que es como un renacer de la vida, o pudiera ser porque tengo de nuevo mis iluminaciones en el cabello, lo que me hace sentirme más identificada con la imagen que veo reflejada en el espejo.

O tal vez lo que me hace tan feliz es que finalmente tengo instalado mi sistema operativo favorito, el Windows 7, en mi computadora, ya que el Windows 8 estuvo a punto de hacerme perder la cordura, al extremo de que casi me decido a vender el laptop que con tanto cariño me regaló mi esposo hace aproximadamente un año. Ahora por fin, tengo mi computadora trabajando a toda capacidad.

Y por si todo eso fuera poco, ayer recibí de regalo un ejemplar del libro La Cruz del Tiempo, el primero que publica mi amiga Carmen Navas​ y que tuvo la delicadeza de enviarme autografiado y acompañado de una linda carta de su puño y letra. Me alegra mucho que haya logrado su sueño.

Pero si fuera a contar mis bendiciones, son muchas, tantas que no dispongo del tiempo suficiente para enumerarlas, por lo que prefiero agradecer a Dios por todas y cada una de ellas, El mejor que nadie sabe cuáles son.


Miriam De La Vega
 Marzo 21, 2015

Entradas populares de este blog

Reir Llorando - Poema a Garrick de Juan de Dios Peza

Historias para reflexionar - La Balanza de la Fe