Me duele la rodilla 
También me duele el hombro
Y hasta la rabadilla
Soy un montón de escombros. 

Cuando uno llega a viejo 
Se acumulan los años
Arrugas y pellejos
Y muchos desengaños.

Se me pasan los días 
Sin mirarme al espejo, 
Me produce agonía 
Contemplar mi reflejo

Ni aún para una foto 
Me decido a posar 
La del perfil de Facebook 
La quiero  eliminar  

El tinte del cabello 
No me puede faltar
Las arrugas del cuello
No las puedo borrar

La piel no es la de antes
Perdió elasticidad
Por más que me acicale 
No se puede arreglar.

Ay juventud perdida
Si pudiera ir atrás
Cada instante de vida
Disfrutaría más.


- MDLV -

   © Todos los derechos reservados






Entradas populares de este blog

Reir Llorando - Poema a Garrick de Juan de Dios Peza

Historias para reflexionar - La Balanza de la Fe